RESPONSABILIDAD CIVIL CONSTRUCTORES Y PROMOTORES

En elmundo.es 06-04-10 se publica una noticia en dondesegurosresponsabilidadcivil-promotores-constructores se dice que la mayoría de los seguros de responsabilidad civil de los promotores y de los constructores están mal hechos, entre otras cosas porque excluyen las consecuencias del artículo 1.591 del Código Civil.

 

A mi entender la noticia es alarmista y exagerada. En efecto, el artículo 1.591 del CC establece la responsabilidad decenal del constructor y del arquitecto (entiéndase técnicos que intervienen en la obra) pero es para los casos de ruina total.

 

Este artículo es el que se ha venido aplicando jurisprudencialmente antes de la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE), pero precisamente a raíz de la entrada en vigor de esta norma, se han clarificado y garantizado mucho mejor los derechos de los propietarios futuros, al existir un seguro (independiente del devenir de las empresas y técnicos implicados, como desgraciadamente está demostrando la actual crisis).

 

No es menos cierto, que la obligatoriedad del seguro solo se impone a las viviendas de uso residencial, excluidas lamentablemente a partir del 2003  las autopromociones, pero seamos claros, casos de ruina total en los primeros 10 años son más bien escasos. El último dato que tengo en mente es que siniestros, siniestros de decenal entre el 2000 y el 2009 ha habido 7, pongamos que sean el doble, esto con años en que se han construido más de 800.000 viviendas.

 

Por tanto, pongamos las cosas en su sitio, la inmensa mayoría de los seguros de responsabilidad civil que hay en el mercado cubren los daños materiales y o personales durante el proceso constructivo y durante un año más por las consecuencias de defectos ocultos, solo ASEFA, ofrece un post-trabajos de diez años (siempre que la póliza se mantenga en vigor, lo cual para muchas empresas se ha convertido en imposible por la cadena de quiebras que se ha producido). Como complemento, el seguro decenal de daños, cubre de forma obligatoria para las viviendas, los daños fundamentales de estructura y cimentación.

 

Ya tiene bastante el sector, como para encima arrojar dudas injustificadas sobre el mismo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.